Navieras y marinos se unen para pedir a la gente de a pie que actúe contra la piratería, ante la falta de voluntad política demostrada por los países occidentales

Las principales asociaciones internacionales de navieras y marinos (Bimco, International Chamber of Shipping, International Shipping Federation, International Transport Workers' Federation, Intercargo e Intertanko) han lanzado el 1 de marzo una campaña, bajo el lema “SOS Save Our Seafarers”, para “animar a millones de personas en el mundo a hacer presión sobre sus Gobiernos nacionales para que tomen medidas contra la piratería. Armadores y marinos hacen un llamamiento conjunto para que la sociedad en general inciten a los Gobiernos a que actúen sin dilación y demuestren la voluntad política de resolver la creciente crisis de la piratería en aguas de Somalia, antes de que asfixie el comercio mundial y de que más marinos inocentes sean secuestrados y asesinados.” Esta campaña se divulgará mediante anuncios en los principales medios de comunicación del mundo.

Concretamente, todos los interesados pueden aportar su firma a una carta ya preparada en Internet (www.saveourseafarers.com), destinada a los responsables políticos de su elección.

“Los buques mercantes son atacados diariamente. Más de 800 marinos se encuentran actualmente como rehenes a bordo de sus buques secuestrados. A pesar de que las fuerzas navales hacen prisioneros a los piratas, el 80% de ellos son liberados de nuevo y vuelven a atacar. ¿Por qué? Porque los políticos del mundo no son conscientes de la gravedad de esta situación crítica. Ya basta.”

Estas asociaciones plantean 6 peticiones concretas:
  1. Reducir la efectividad de los buques nodriza fácilmente identificables.
  2. Autorizar a las fuerzas navales a detener a los piratas y entregarlos para procesarlos y castigarlos.
  3. Penalizar plenamente todos los actos e intentos de piratería.
  4. Aumentar los efectivos militares disponibles en esta zona.
  5. Prestar más protección y apoyo a los marinos.
  6. Perseguir y penalizar a quienes organizan y financian estas redes criminales.