Durante la pasada medianoche se ha producido un derrame de fuel-oil (IFO 380) en el interior de la dársena del Puerto de Algeciras.

Los hechos se han producido cuando el Maersk Kentucky, atracado en el Muelle Juan Carlos I, tomaba combustible de la gabarra Monte Anaga. De forma inmediata se han desplegando barreras de protección, permitiendo contener el producto derramado a la dársena. Asimismo, el armador ha contratado dos embarcaciones y un camión de bombas de vacío, que desde la dársena y el muelle, respectivamente, están succcionando el producto derramado.

La Capitanía Marítima del Puerto de Algeciras ha inspeccionado el portacontenedores, prohibiendo su salida. La Administración Marítima está valorando la cantidad de producto derramado por el rebose de uno de los tanques del Maersk Kentucky. Asimismo ha abierto el correspondiente expediente administrativo sancionador, estableciendo al Maersk Kentucky una fianza de 250.000 euros para cubrir las posibles responsabilidades, así como 50.000 euros para asumir los gastos que el caso genere.