Los trabajos son fruto del convenio suscrito con el Ayuntamiento para favorecer la integración puerto-ciudad

La Autoridad Portuaria del Puerto Bahía de Algeciras (APBA) ha iniciado el traslado y ampliación de potencia del Centro de Transformación y de Seccionamiento del Puerto de Tarifa, propiedad de Sevillana Endesa, a través del que se suministra energía eléctrica a esta zona de la ciudad y a los locales comerciales de la Plaza Mirador del Centenario. Esta actuación es fruto del convenio de colaboración firmado en junio de 2004 por la institución portuaria y el Ayuntamiento de la localidad, por el que se sentaban las bases para el futuro Puerto de Tarifa y sus relaciones con la ciudad, mediante el cual ya se han realizado importantes obras en beneficio de la integración puerto-ciudad. Así, en cumplimiento de las estipulaciones acordadas, la APBA demolió en 2005 la casa del Ingeniero; en 2007 hizo lo propio con el antiguo cerramiento del puerto que fue sustituido por la actual balaustrada y Plaza Mirador en la calle Juan Núñez; y, por último, en agosto de 2009, procedió también a demoler el antiguo edificio de Capitanía con vistas al traslado de los centros de transformación ubicados junto a la Puerta del Mar.

En cuanto a los trabajos que ahora se están acometiendo, también se contempla el traslado de la caseta de medida de energía eléctrica de la Estación Marítima y la instalación de una nueva caseta prefabricada que permitirá alojar en su interior todos los cuadros y equipos de medida pertenecientes al Ayuntamiento, APBA y la propia Endesa, existentes actualmente en el exterior. De este modo, todas estas casetas quedarán en el interior del recinto portuario, con sus fachadas integradas en el cerramiento exterior del Puerto para minimizar la ocupación de suelo y recuperándose ese espacio para la ciudad, lo que permitirá la inmediata reordenación de esa zona, al mismo tiempo que se aumentará la potencia eléctrica para la Estación Marítima de Tarifa.

El proyecto de ejecución para el traslado de los Centros de Transformación y de Seccionamiento que afean la confluencia de la Puerta del Mar y la calle María Coronel con Sancho el Bravo ha tenido una larga tramitación ante Endesa y la Consejería de Industria de la Junta de Andalucía hasta su aprobación por ambos organismos, por lo que no ha sido hasta este mes de enero cuando se han podido iniciar las obras. Por otro lado, como complemento a esta actuación, para las ampliaciones de potencia prevista, resulta necesario también sustituir un tramo de la línea de media tensión “viento” de Sevillana Endesa, que discurre entre los centros de transformación Martínez Rodenas y Lances, en la ciudad. Actuación que igualmente acometerá la APBA.

Una vez finalizados estos traslados, seguirá en una segunda fase el proyecto de reordenación del entorno de la Torre de Guzmán el Bueno, que permitirá reajustar el tráfico en la calle María Coronel en su conexión con la Puerta del Mar, desplazándose contra el cerramiento del puerto y permitiendo la consiguiente puesta en valor de la Torre de Guzmán el Bueno, al separarse el tráfico de la visual del castillo y permitir el ajardinamiento y la continuidad del acerado entorno a la Torre. Dicho proyecto coincide con el que el presidente de la APBA, Manuel Morón, presentó al alcalde, Miguel Manella, en 2008 y posteriormente fue presentado al arquitecto y arqueólogo municipales en una reunión de trabajo en la que ambos expusieron sus observaciones.

Actualmente, la institución portuaria trabaja en la redacción del proyecto constructivo de esta segunda fase, que se espera pueda acometerse en unos 6 meses, una vez concluyan las obras del traslado de los centros de transformación y su legalización posterior. Previamente, se recabará la conformidad de los servicios técnicos municipales, tal y como establece el convenio de 2004.