Los trenes de mercancías han vuelto a operar en el puerto de Algeciras tras la interrupción del servicio durante un año. La vía entre Algeciras y Bobadilla ha sufrido cortes debido a las mejoras por parte de Adif para electrificar la vía y mejorar la competitividad de la línea y conectar al puerto con los principales nodos logísticos de la Península.
Uno de los problemas que más preocupa a los responsables de la comunidad portuaria en Algeciras es la ejecución de las infraestructuras, sobre todo ferroviarias.
En la pasada primavera ya regresaron los trenes de pasajeros, pero hasta esta semana no han vuelto a operar los de mercancías.

Dos servicios, uno operado por Renfe Operadora y otro por Continental Rail, retoman las conexiones ferroviarias desde las terminales de Madrid Abroñigal y Azuqueca de Henares, respectivamente, con el puerto de Algeciras.

El primero de los trenes en llegar a la terminal ferroviaria de Isla Verde ha sido el de Renfe Operadora, que transportaba mercancía de exportación en contenedores de Hapag Lloyd con destino Montreal. Este nuevo servicio ferroviario ofertará dos trenes semanales desde Madrid Abroñigal hasta Algeciras.

La apuesta de Hanjin, por la mercancía import/export ha provocado que el Puerto de Algeciras haya aumentado en un 20% la descarga de contenedores de importación y en un 2% la carga de los de exportación, porcentajes que suponen casi 9.000 Teus de subida respecto al mismo periodo del año anterior en sólo algo más de un mes de operaciones de la terminal TTIA.

Mientras, desde mañana día 11 de octubre, Continental Rail operará un nuevo servicio semanal desde Azuqueca de Henares (Madrid) hasta el puerto algecireño.