sobrecapacidad
APL (filial de Neptune Orient Lines), China Cosco y las otras 12 navieras miembros del Transpacific Stabilization Agreement (TSA) han acordado aumentar las tarifas en las rutas Asia-EEUU, buscando así acabar con la guerra de precios causada por la menor demanda, la sobrecapacidad y el pánico. Según unas declaraciones hechas ayer por el TSA, han decidido implantar un incremento de 500 $ (360 €) por FEU a partir del 10 agosto como una pauta voluntaria. Las navieras también aumentarán el recargo por combustible y añadirán un recargo de temporada alta. Así pues, las navieras aumentarán las tarifas de nuevo desde abril, mes en el que hubo un intento de elevar los precios en el Pacífico, pero acabó fracasando debido a la competencia y a la bajada de la demanda en un 20%. Los minoristas estadounidenses han encargado menos muebles y juguetes hechos en Asia, lo que ha provocado que el precio medio del transporte entre Hong Kong y Los Ángeles actualmente esté algo por debajo de los 900 $ (647 €) por FEU. "Las rutas transpacíficas se han dejado llevar por el miedo", dijo Lee Won Woo, jefe ejecutivo de Hanjin Shipping. "Una vez que cunde el pánico es muy difícil hacerlo parar". Según lo que comentó Lloyd's List el 3 de julio citando a Drewry Shipping, las tarifas medias entre Hong Kong y Los Ángeles han caído en un 56% en comparación con el mismo período del año pasado. "Las navieras quieren aprovechar la temporada alta para reducir las pérdidas", dijo Allen Wong, analista de Quam. "Esto no significa que la demanda haya vuelto". Cada año, las navieras aumentan las tarifas en julio y agosto, momento en el que las navieras se abastecen para las compras veraniegas y para la vuelta al colegio. Por su parte, China Shipping, la segunda mayor naviera china, este mes casi ha doblado las tarifas en las rutas Asia-Europa. Entre las medidas de las navieras para reducir costes han estado dejar barcos inactivos, cancelar rutas y despedir personal. Hoy mismo, por ejemplo, Evergreen ha comunicado que retirará 31 barcos de su flota enviándolos al desguace o devolviéndoselos a sus propietarios. Y Yang Ming ayer anunció haber retrasado en 15 meses la entrega de 14 nuevos barcos. NOL, que ha anunciado mil despidos, tuvo en el primer trimestre de este año sus mayores pérdidas trimestrales en al menos siete años. El TSA está integrado por las siguientes compañías: APL, China Shipping, CMA CGM, China Cosco, Evergreen, Hanjin Shipping, Hapag-Lloyd, Hyundai Merchant Marine, "K" Line, MSC, NYK Line, Orient Overseas, Yang Ming y Zim.