Acciona Trasmediterránea
  • Acciona está llevando a cabo una revisión estratégica de Trasmediterránea con el fin de implementar un plan de reestructuración
Acciona va a acometer una profunda reestructuración de la flota de Trasmediterránea, con la reducción en casi una tercera parte del número de buques de la naviera. El grupo constructor y de servicios estudia retirar 8 de sus 27 buques y busca compradores para siete de ellos, según ha señalado tras la presentación de los resultados de 2008. La causa de este drástico recorte es el desplome de los resultados de la naviera, según publica EL PAÍS. El beneficio bruto operativo (Ebitda) cayó un 86,2% en 2008, hasta los 6 millones de euros. La cifra de negocio cayó un 4,1%, hasta los 606 millones de euros. "Trasmediterránea continúa afectada por el elevado precio del combustible, la caída de la demanda en el negocio de carga y la presión sobre los precios", según Acciona. La Junta General aprobó en enero una ampliación de capital por importe de 110 millones, cuyo derecho de suscripción preferente finaliza el 13 de marzo. El número de pasajeros creció un 0,1%, hasta los 3,762 millones. Los metros lineales de carga atendida cayeron un 9,6%. Acciona compró Trasmediterránea en 2002 por 287 millones de euros, en una subasta donde compitió entre otros con el naviero valenciano Vicente Boluda, la británica P&O y Balearia. La constructora no la considera un activo estratégico y ya el año pasado intentó su venta.