Pesquero Algecireño Un total de 222 barcos cesan su actividad en octubre y diciembre para la recuperación de sus caladeros
La Consejería de Agricultura y Pesca abonará 'antes de finalizar el año' 2,5 millones de euros a los pescadores andaluces de las flotas de cerco y arrastre para compensarles por los paros adicionales establecidos por la Unión Europea (UE) en el presente mes de octubre y el próximo de diciembre. Esta medida afecta a 222 barcos (130 de arrastre y 92 de cerco) y un millar de tripulantes que cesan en su actividad pesquera en dichos periodos con el objetivo de que se recuperen los caladeros.
Estos incentivos procedentes de fondos europeos, responden al nuevo reglamento aprobado por la UE a finales del pasado mes de julio en el que, junto a las paradas adicionales, se incluían ayudas excepcionales al sector pesquero para hacer frente a las dificultades que atraviesa por la subida del precio del gasóleo, como la flexibilización del porcentaje de desguace de la flota, que pasa del 30% al 20% para aquellos pecios con menos de 12 metros de eslora. Durante el presente mes de octubre, la flota de arrastre del Mediterráneo, cuyo paro biológico tiene lugar generalmente entre marzo y junio, volverá a quedar amarrada en sus puertos pesqueros. Este tercer mes de parada, que atañe a 130 barcos y 500 tripulantes, se suma a los dos ya establecidos para el Plan de Gestión del Mediterráneo adoptado por la comunidad andaluza. La ayuda adicional concedida a esta flota asciende a 1,4 millones de euros, con unos incentivos para los tripulantes de 36 euros diarios y, para los armadores, de aproximadamente 6.000 euros mensuales, dependiendo no obstante la cantidad exacta del tamaño del barco. También en el presente mes la flota de cerco que opera en Málaga y Cádiz llevará a cabo una parada adicional, mientras que los barcos que faenan en los caladeros de Almería y Granada la realizarán en diciembre. En total se trata de 92 barcos y 500 tripulantes a los que se destinarán unos 900.000 euros. En este caso los armadores de estos barcos, por lo general de tamaño inferior a los arrastreros, perciben en torno a los 3.500 euros mensuales. Paradas habituales En cuanto a la flota de arrastre que opera en el Golfo de Cádiz, su parada habitual, como en años anteriores, se inició el 24 de septiembre y se prolongará hasta el 22 de noviembre. Este paro afecta a 170 barcos en los que trabajan aproximadamente 800 personas a las que también se destina una ayuda de 3,3 millones. Por su parte, las 51 embarcaciones censadas en la modalidad de palangres y otros artes de anzuelos comenzarán el 15 de octubre una parada ya programada que durará hasta el 15 de noviembre. En estos barcos, su mayoría con base en los puertos del Mediterráneo, están empleados 250 marineros. Asimismo, la flota artesanal de los puertos de Tarifa, Algeciras y Barbate iniciará su descanso a final del mes de diciembre, con una duración de tres meses. Compuesta por 90 embarcaciones con más de 300 marineros, la partida destinada para esta flota es de 1,5 millones de euros.