fast ferry Alborán
El alto precio del petróleo y las exigencias de la normativa internacional para prevenir el cambio climático han impulsado a las navieras Baleària y Acciona Trasmediterránea a sustituir una parte de sus barcos de alta velocidad (fast ferries) por una nueva flota de buques más lenta, pero de menor consumo.
La medida, al menos inicialmente, no supondrá la desaparición total de los servicios de alta velocidad, aunque a la larga todo apunta a que la tendencia será ésa, según fuentes del sector. Las dos compañías han decidido introducir paulatinamente barcos de última generación, más modernos y equipados, pero más lentos, ya que su principal objetivo es reducir el consumo de carburante. 'El precio del petróleo no va a bajar', y en el mejor de los casos se mantendrá estable, por lo que los costes implicarán una tendencia clara a que la mayor parte de los servicios no sean de alta velocidad. Fuentes de Acciona Trasmediterránea confirmaron que la apuesta de esta compañía también va a ser el empleo de barcos de menor consumo, aunque aclararon que por el momento la programación de servicios no contempla la desaparición de los fast ferries, los barcos de alta velocidad, sino una reducción de sus viajes en favor de los buques de menor consumo. Para compensar el mayor tiempo de viaje, las nuevas flotas aportarán a los viajeros una mayor oferta a bordo, como tecnología wi-fi para navegar por internet y un mayor confort durante el trayecto, así como una gama más amplia de servicios de restauración. Todo ello a un precio más asequible que el de los barcos de alta velocidad, aunque el cliente que necesite optar por los servicios más rápidos aún podrá optar por ellos.
Los nuevos buques con los que las empresas navieras quieren reducir costes y consumo constituyen una gama intermedia entre los barcos de alta velocidad y los ferries. En éstos últimos, la velocidad de servicio es de 16 a 18 nudos -un nudo equivale a 1,85 km./hora-, mientras que en los de alta velocidad llega a los 30-32. La flota nueva navegará a unos 22-24 nudos y sus barcos tendrán una capacidad aproximada para 1.200 pasajeros y unos 200 coches.