Bahía 3
El PSOE cree que la Eurocámara aprueba la gestión del New Flame y el PP dice que la rechaza El Parlamento Europeo aprobó ayer jueves una resolución sobre el hundimiento del buque chatarrero New Flame frante a Europa point, en la que pide a la Comisión Europea verificar si todas las autoridades implicadas actuaron correctamente, aunque da por bueno lo hecho por las españolas. "El pleno se congratula de la participación de las autoridades regionales y locales andaluzas en este asunto. Además, apoya todos los esfuerzos y las medidas que pudieran tomar las autoridades españolas, las autoridades portuarias de Algeciras y todos los agentes implicados", señala el texto, aprobado por 555 votos a favor, siete en contra y seis abstenciones. La resolución pactada entre los principales grupos políticos (populares, socialistas, liberales, verdes, izquierda unitaria y soberanistas), exige a las "autoridades competentes "un plan y un calendario precisos para rescatar el 'New Flame' de la bahía de Algeciras y controlar el riesgo de contaminación que puede implicar tanto el pecio como su carga". La resolución emplaza a la Comisión Europea a que verifique las conclusiones expuestas, según las cuales las autoridades competentes actuaron bien. "Pedimos a la Comisión que verifique si las autoridades competentes han actuado de forma correcta para evitar la catástrofe y, si procede, que adopte las medidas legales necesarias que pudieran desprenderse de dicha actuación". La responsabilidad en las actuaciones de las distintas autoridades fue materia de controversia entre los eurodiputados españoles socialistas y populares. "El rechazo del pleno de las enmiendas socialistas para alabar la actuación del Gobierno y de la Junta de Andalucía ha puesto aún más en evidencia el inadmisible error de dejar la responsabilidad de la gestión de la crisis en manos de las autoridades de Gibraltar", criticó Gerardo Galeote. El europarlamentario popular basó su comentario en el hecho de que el pleno de la Eurocámara votase en contra de incluir en el texto una enmienda socialista que destacaba la diligencia de las autoridades españolas al solicitar la ayuda de las instituciones de la UE. "La actuación tanto del Gobierno como de la Junta han supuesto una dejación de responsabilidades sin precedentes que ha arrojado como consecuencia que en ocho meses no se haya hecho nada", afirmó. Si del lado de los populares se insistió en la crítica a la forma de proceder del Gobierno español, muy distintas fueron las reacciones desde el grupo socialista. "El informe que hemos aprobado hoy supone el reconocimiento a la buena gestión del hundimiento del 'New Flame' por parte de las autoridades de nuestro país, que han actuado con celeridad, eficacia y competencia", manifestó la eurodiputada socialista Francisca Pleguezuelos. "Gracias a esta gestión no se ha repetido la grave cadena de errores y barbaridades que cometió el Gobierno de Aznar con la catástrofe del Prestige". Por su parte, el también eurodiputado socialista Luis Yánez se mostró satisfecho de que a última hora los populares retiraran una enmienda en la que se pedía la intervención del Tribunal de Justicia Europeo, en caso de incumplimiento de las normas comunitarias. "Afortunadamente, el PP español ha reflexionado y ha rectificado, por una vez, en su empeño de utilizar el Parlamento Europeo para desacreditar al gobierno de Zapatero", dijo. En el debate del lunes, Barrot explicó que el Ejecutivo comunitario está examinando la queja presentada por la Junta de Andalucía contra la actuación de las autoridades gibraltareñas. "Si se ha cometido alguna infracción, será perseguida", subrayó. Barrot señaló que el hundimiento del 'New Flame' "ha tenido consecuencias graves pero no ha causado una catástrofe" equiparable a las del 'Erika' o el 'Prestige'. La Comisión ha seguido el accidente "muy de cerca" y ha proporcionado a las autoridades españolas toda la ayuda requerida para hacer frente a la contaminación, en concreto suministrando imágenes de satélite, así como el buque de recuperación de hidrocarburos 'Mistra Bay', que se encuentra todavía en la zona. Además, la Agencia Europea de Seguridad Marítima acaba de contratar otros dos buques antipolución, 'Bahía 1' y 'Bahía 3', que estarán basados en la bahía de Algeciras.