Insostenible el avituallamiento de fuel en aguas del Campo de Gibraltar
El grupo ecologista Verdemar registrará hoy en el Parlamento Europeo una denuncia contra el puerto de Gibraltar al considerar que atenta contra normas comunitarias en materia medioambiental y de seguridad marítima. "El accidente del New Flame ha puesto de manifiesto la indefensión en la que nos encontramos ante la mala gestión del puerto de Gibraltar", afirmó el portavoz ecologista, Antonio Muñoz. En la denuncia, Verdemar se queja de que la actividad de bunkering (trasvase de hidrocarburos de un barco a otro en el mar) en Gibraltar convierte las aguas "en la auténtica gasolinera entre el Atlántico y el Mediterráneo". Según Verdemar, en la zona se trasvasan siete millones de toneladas de fuel marino al año. Los ecologistas denuncian la falta de una vigilancia "adecuada" y un sistema de sanciones "capaz de disuadir a los petroleros para terminar con prácticas que ponen en peligro el ecosistema y la salud".