Agencia Europea de Fronteras Exteriores (FRONTEX)
La Agencia Europea de Fronteras Exteriores (FRONTEX) contará con 116 barcos, 27 helicópteros, 21 aviones y 392 instrumentos de otro tipo para las 28 operaciones que tiene previsto realizar en 2007, según acordaron este viernes los ministros europeos de Interior, que también acordaron la formación de equipos de intervención rápida en fronteras que obligará a los Estados miembros a facilitar agentes a operaciones contra flujos masivos de inmigrantes. Éstos fueron los dos puntos más destacados de la segunda y última jornada del Consejo de Justicia e Interior en el que los Estados miembros debatieron otras cuestiones relativas a la inmigración, como los futuros procesos de regularización en Alemania y Países Bajos o una futura propuesta de la Comisión Europea para armonizar en la UE las sanciones contra empresarios que explotan a inmigrantes ilegales.En primer lugar, los Veintisiete acordaron la lista de instrumentos y medios con los que podrá contar FRONTEX en sus operaciones de 2007: 116 barcos, 27 helicópteros, 21 aviones y 392 equipamientos 'para control de fronteras, como radares, vehículos, detectores de presencia de personas o radares', según enumeró en rueda de prensa el secretario de Estado para la Seguridad, Antonio Camacho. Para este año se han previsto 28 operaciones conjuntas entre distintos Estados miembros dentro del marco de FRINTEX. De ellas, once serán en las fronteras terrestres; seis, en fronteras marítimas y, por último, once más en fronteras aéreas. Los ministros también acordaron incrementar el presupuesto de FRONTEX, de 19,2 millones a 34, 98 millones, de los que 12,78 millones están en la reserva de la autoridad presupuestaria y sólo se liberarán cuando la Agencia haya presentado su programa de trabajo anual, en el que deberá especificar cuáles son las operaciones adicionales con respecto a 2006. El acuerdo especifica que destinará ocho millones de euros específicamente a las operaciones de control de fronteras marítimas, 'a pesar del actual bajo número de operaciones en las fronteras marítimas y dado los medios especiales que necesitan'.Asimismo, los ministros acordaron extender el ámbito de las operaciones de FRONTEX con una 'cooperación operativa' con Rusia y Ucrania y también se tratará concluir acuerdos con Mauritania, Senegal, Marruecos, Argelia, Túnez, Libia, Egipto, Turquía y los países de los Balcanes occidentales. INTERVENCIÓN RÁPIDA Por otra parte, el Consejo de Justicia e Interior cerró un acuerdo político sobre la creación de equipos de intervención rápida en frontera que incluye como uno de los elementos más importantes el hecho de que los Estados miembros se obligan a enviar a sus expertos en caso de que otro socio comunitario los necesite para hacer frente a una crisis migratoria.Tanto la Presidencia alemana de la UE como la Comisión Europea indicaron hoy que éstos podrían entrar en vigor incluso antes de junio, tal y como estaba previsto, una vez que la Eurocámara también dé su visto bueno.El acuerdo señala que será el consejo de administración de FRONTEX, donde están representados los Estados miembros, el que decidirá el número total y los perfiles de los agentes de las guardias de fronteras nacionales que deberán ponerse a disposición de los equipos de intervención rápida. La cantidad oscilará entre 250 y 500 personas.La Agencia tomará una decisión sobre los efectivos que son necesarios para una operación determinada como muy tarde cinco días después de haber recibido la alerta del país afectado y cada Estado miembro tendrá que designar, de acuerdo con la decisión de FRONTEX, a sus agentes fronterizos nacionales que pasen a formar parte de esta 'reserva estratégica'.Éstos se movilizarán obligatoriamente a petición de la Agencia cuando le llegue una petición urgente de un país de la UE, salvo en dos excepciones: cuando el propio país receptor de la solicitud sufra presiones de flujos migratorios o cuando tenga que gestionar un acontecimiento de gran escala como un mundial de fútbol o una exposición internacional.Los agentes de los equipos de intervención rápida estarán en pie de igualdad con los del país receptor, ambos tendrán 'los mismos poderes', lo que supone que podrán llevar armas y emplear la fuerza. No obstante, se señala que éstos estarán 'bajo el mando del Estado demandante' y sus tareas consistirán en la 'vigilancia de fronteras' y otros de acuerdo con el código de vigilancia de Schengen. SOLIDARIDAD EUROPEA La Presidencia de la UE, la Comisión Europea y la delegación española subrayaron al término del Consejo la importancia que tienen estas decisiones para la lucha contra la inmigración ilegal en la UE, que, según el Gobierno, ahora sí es consciente de que ésta es una tarea que tiene que desempeñarse conjuntamente.En rueda de prensa, el ministro del Interior de Alemania, Wolfgang Schäuble, afirmó que funciona una 'solidaridad europea en la protección de fronteras' y afirmó que la aportación a la 'caja de herramientas' de FRONTEX fue 'mucho mayor de la que uno hubiera podido imaginar'.Por su parte, el comisario de Justicia, Libertad y Seguridad, Franco Frattini, consideró que los medios que los Estados miembros pusieron a disposición de la Agencia es 'un ejemplo muy exitoso de la solidaridad europea'. 'Es lo mejor hecho nunca en solidaria europea'.Sin embargo, los que más énfasis pusieron en esta idea fueron los secretarios de Estado de Seguridad, Antonio Camacho, y de Inmigración, Consuelo Rumí, que representaron al Gobierno en la jornada de este viernes.En rueda de prensa, Rumí indicó que fue 'especialmente interesante' constatar que los elementos de la política europea de inmigración 'coinciden' con los españoles y mostró su 'satisfacción' por la 'evolución del tema de la inmigración en la UE'.Por su parte, Camacho constató que 'en este momento no hay nadie en la UE que no crea ni defienda la necesaria existencia de una política por parte de la UE para el control de las fronteras'. Afirmó también que 'la posición de la UE ha cambiado radicalmente en los dos últimos años en la inmigración ilegal'.En su opinión, la prestación de medios que han hecho los distintos países a FRONTEX demuestra que 'cada uno de los Estados miembros que conforman la UE son conscientes del grave problema de la inmigración ilegal y de la necesidad e tener una política europea en el control de sus fronteras'.'Es sorprendente esa cantidad de medios y también es sorprendente la voluntad unánime y la consideración unánime por parte de toda la UE de que es un elemento esencial de las políticas a desarrollar el control de fronteras', manifestó el secretario de Estado.